REVISTA TRAPECIO

Inicio » 2015 » julio (Página 2)

Archivos Mensuales: julio 2015

Cuento: “Bajo riesgo”, de María “Miny” Fontánez

La sangre escurrió como un hilo fino. Los gritos resonaron en mi cabeza como estruendos de truenos en el cielo. Y ahora ¿qué hago? Nunca había visto sangre tan roja como esa. Tenía algo de jaleo en el estómago. Me olía tan fuerte la atmósfera. No es fácil ver sangre y menos cuando es ajena. La piel se le veía más pálida aún. Temblaba como si tuviera frío pero también sudaba bastante. Casi no se movía pero si gemía. (más…)

Cuento: “En Mercurio una flor”, de Marimar Sotelo Padrón

Ya no saltan peces en el río. Las olas del mar son de violáceo amarillo, como la orquídea que le llevó Don Juan Felipe a Jimena en sus teorizados atardeceres de concupiscencia y delirio. Aunque nunca se hubiesen tocado, tenían la noción exacta de cómo se oirían conexos porque ambos habían sido músicos de juventud y compartían afición por Nostradamus. Por fin, arribó el día de Mercurio. (más…)

Cuento: “El abrazo póstumo”, de Fannie Ramos Vélez

Los encontraron abrazados bajo los escombros. Un abrazo de adversarios. Las manos de ella contra el pecho de él. La expresión facial contraída. El ceño fruncido. Los ojos morados. Un techo de concreto aplastando los cuerpos. La ropa de ella desgarrada. El desprecio petrificado en el rostro. Los brazos de él aferrándose al torso femenino. (más…)

Cuento: “El e-mail”, de Jorge L. Rodríguez Ruiz

Mami:
Esta mañana te deposité unos chavitos en la cuenta, pa’ que veas que acá sí se puede trabajar y ganar bueno sin tener que estudiar tanto. Cómprate ropa o ponte los dientes que te partió Papi, pero no le des chavos, que tú sabes en qué se los va a gastar. Después te envío más. Estoy con prisa, te dejo. Tqm.
Jay (más…)

Cuento: “Mi nueva cocina”, de Rosendo Arvizu Avalos

¡Ahora sí me escucharás, querido esposo!… ¿qué pasa?, ¿te espantó mi reacción? Te he aguantado tanto en diez años, pero no pude soportar que tiraras el sartén con la salsa Alfredo sobre mis gabinetes nuevos. Si vieras tus ojos, son dos túneles por donde llega el asombro. Claro, no puedes creer este impulso mío porque para ti soy la santa, la humilde y la que siempre calla para no discutir. (más…)

Cuento: “El trompo”, de Gabriela Saadé Yordán

Cuando se le salió de las manos, el niño comenzó a girar elegantemente. (más…)